Hacia más ocultos lugares....

Este es un blog orientado a la difusión de la Parapsicología. Se tratará sobre investigaciones de campo, investigaciones teóricas y experimentos de laboratorio. Se estudiará sobre procedimientos experimentales , metodología de investigación, estadísticas, física , Psicología y todas los conocimientos científicos que ayuden a comprender los fenómenos paranormales. También se mencionará las diferentes terapias alternativas como así también temas como ufología, demonología, etc.

miércoles, 27 de marzo de 2013

Cómo y con qué comenzar a aprender a investigar.

Por Naum Kreiman



Mensaje a los alumnos del Instituto.

Los primeros pasos

Recibo a menudo e-mails de personas que leen esta página de Internet. Como ésta es la única página en Argentina que trae investigación experimental efectuada por Naum Kreiman, está motivando a muchos lectores inteligentes y jóvenes a querer iniciar alguna investigación o experimentación en parapsicología.

Quiero explicarles ante todo lo siguiente:
Una cosa es querer tener una experiencia propia voluntaria de esto que llamamos telepatía, clarividencia o precognición, y otra cosa es hacer una investigación científica.

Si se quiere tener una experiencia de las propias aptitudes, el procedimiento es relativamente sencillo.
Primero: se trata de no engañarse a sí mismo con el procedimiento.
Segundo: tener a alguien que quiera honestamente colaborar con uno.
Tercero: haber leído algo de los objetivos experimentales de algún experimento que se haya publicado.
Pero si no ha tenido esa oportunidad, se puede sugerir algunos procedimientos sencillos.
En la historia de la investigación científica se han utilizado innumerables procedimientos, que podemos reducirlos a unos cuantos de los cuales el estudiante o curioso puede elegir.
Primero, los famosos y conocidos experimentos de percepción extrasensorial con las llamadas cartas Zener. Si no las conoce -es difícil que no las conozca si ha tenido algún interés en leer estas experiencias- le diré que son cinco figuras geométricas, un cuadrado, un círculo, una estrella de cinco puntas, un signo aritmético (el signo más), unas dos o tres líneas onduladas. En esta misma página web hay modelos de estas figuras.

Lo común en la investigación experimental, cuando estas figuras se usaban mucho más que ahora - aunque todavía hay algunos experimentadores que las utilizan - es construir un mazo de 25 figuras, en que cada una de ellas se halla repetida cinco veces. Un simple experimento de telepatía, consistiría en que otra persona (su amigo, su esposa, su hijo) tome el mazo, una vez bien mezclado, y vaya mirando una a una las figuras, las registre en una planilla y Ud. trate de ir percibiendo, qué figura está mirando en cada caso su colaborador.

A este sencillo experimento de tratar de adivinar las 25 cartas, en la jerga parapsicológica se le llama Un Juego, y a cada uno de los intentos de adivinar, se le llama un ensayo. O sea que hicimos veinticinco ensayos. Es necesario que quien mira las figuras para transmitirías se halle por lo menos en otra habitación.
Si no le gustan estos símbolos o figuras, construya Ud. los que desee o recorte de diarios o revistas las figuras que más le atraigan, y si quiere dibújelas Ud. mismo, o tome nombres de personas, etc.
Hasta podría poner figuras que le gustan y figuras que le disgustan, para ver cual de las dos acierta más o cual acierta menos. Sería un lindo experimento para Ud. mismo.

En la práctica parapsicológica, cuando se trata de verificar las aptitudes de una persona, se realizan unos diez juegos. No conviene hacerlos todos seguidos, ya que se corre el riesgo de sistematizar las respuestas o crear un hábito de decirlas siempre en el mismo orden. Aunque esto último puede ser discutido como un factor contrario a la ESP.
La esperanza matemática, o sea lo esperable por azar en un Juego con el esquema que acabamos de explicar, son cinco aciertos, de manera que en diez juegos serían cincuenta aciertos. Hay diversas maneras de analizar los aciertos, ya sea cuando se obtiene lo esperable por azar, ya más del azar o menos del azar. Pero por ahora, para quienes no están todavía con los conocimientos científicos adecuados, lo más conveniente es saber que si no ha obtenido por lo menos unos sesenta y cinco aciertos, algo más o algo menos (esto sin entrar en mayores cálculos estadisticos) es que no ha mostrado mayores aptitudes de ESP con este procedimiento.
Otro procedimiento sería verificar aptitudes de clarividencia.
Este procedimiento consiste en hacer ensobrar el mazo de cartas por otra persona, luego que una tercera persona lo mezcle bien, es decir lo aleatorice (para lo cual se puede utilizar una tabla de números aleatorios que puede encontrar dentro del "Manual de procedimientos experimentales" en esta web), colocarlo sobre la mesa, y registrar entonces el orden en que se encuentran las figuras del mazo, ya de arriba para abajo o de abajo para arriba.
Es decir, la persona tuvo ESP sin que el orden del objetivo haya estado en la mente de ninguna otra persona.
Y por último, se podría hacer un experimento de precognición, cuando la persona registra el orden en que va a quedar el mazo cuando posteriormente se aleatorice.

Estos procedimientos que podemos hacerlos con nosotros mismos, podemos hacerlos también con otras personas.
Le sugiero que lleve registraciones no solo de los aciertos, sino de su estado de ánimo, de su interés en el momento en que lo realiza. Cuando Ud. menciona las figuras del mazo, tratando de hacer un acierto de ESP, es posible que algunas las diga espontáneamente, casi sin pensar, en otras ocasiones Ud. piensa o selecciona en su mente cuál va a decir. Otras veces se le presentan dos o tres figuras al mismo tiempo e inventa algún procedimiento mental para elegir entre ellas. Conocí un sujeto, que se imaginaba frente al mar, e imaginaba como las olas arrojaban a la playa las figuras de que constaba su experimento, y así es como elegía la que tenia que contestar en cada caso.
Imagine y vaya creando los procedimientos que crea interesantes o más emotivos, pero vaya haciendo sus registros. Es decir, en qué condiciones tuvo más o menos aciertos.

Ensáyelo Ud. con otras personas para estudiar cómo funcionan, qué resultados tienen.
Poco a poco su imaginación y su creatividad le harán idear experimentos novedosos. Pero eso sí, vaya haciendo algo, porque la creatividad debe ser alimentada con trabajo, con imaginación, del otro mundo gratuitamente no le va a venir nada.
Es interesante hacer estos experimentos, con figuras adecuadas para los niños, dándoles un premio por sus aciertos. Un estímulo a los niños, los motiva mucho más que a los grandes.

Yo recuerdo los experimentos que hacía con un hijo mío de unos seis o siete años. Yo ponía el mazo de figuras ya preparado o aleatorizado, todo ensobrado para evitar alguna trampa del niño, sobre una mesita, y esperaba que al niño se le ocurra hacer la prueba respetando su espontaneidad en la elección del día y la hora, y sus necesidades de tener algunas monedas para comprarse alguna golosina. A veces obtenía aciertos realmente sorprendentes.

Otro tipo de experimento es el de la telepatía o ESP en los sueños.
En este caso, se puede utilizar tanto el procedimiento telepático o el clarividente o lo que se llama percepción extrasensorial general, que es cuando no podemos diferenciar la posibilidad de que ambos se hallen mezclados combinados.
Haga Ud. que un amigo tome una lámina, con un dibujo o una reproducción, que puede tomarse de un libro o de un periódico. Pero no cualquier reproducción, lo correcto es tomar unas treinta a cincuenta reproducciones, numerarlas y elegir una al azar, ya sea con un bolillero o una tabla de números aleatorios. Esa lámina la pone sobre su mesa de luz, o en el comedor, o en la cocina, el lugar no interesa, y Ud. desde su domicilio, esa noche trata de soñar con el contenido de esa lámina o figura. Es difícil que Ud. tenga un sueño con exactamente el contenido de esa lámina y ello porque es posible que sus propios contenidos de conciencia en su subconsciente se combinen con el objetivo, y lo deformen. La evaluación de un acierto en este caso, es algo más difícil, aunque ha sido motivo de varias indagaciones experimentales y procedimientos. Lo que le aconsejamos es que el amigo le entregue a Ud. la lámina con el objetivo y tres o cuatro láminas más que no ha utilizado, y Ud. con las cuatro o cinco láminas a la vista, identifique de acuerdo a su sueño, cuál es la que podría haberlo motivado. Más riguroso sería que esta confrontación la haga una tercera persona.

También puede hacerse una Telepatía en sueños con otra persona, es decir, una de ellas tiene la figura expuesta en su casa, y Ud. desde la suya hace la experiencia de percibirla en sueños.
Es importante que la lámina objetivo sea obtenida en forma aleatoria de un conjunto de cuarenta o cincuenta láminas, porque si su amigo las elige a su gusto, y Ud. acierta, esto ya no es telepatía propiamente dicha. Podría serlo, pero el procedimiento experimental está impugnado totalmente por la metodología correcta en parapsicología.
Este tipo de experimento en los sueños, podría también hacerlo con un mazo de figuras que no sean las cartas Zener. En este caso, recorta Ud. cinco figuras de diarios o revistas, las que más le gusten, hace por fotocopias una reproducción y arma un mazo de veinticinco figuras, repetida cada una cinco veces. Las hace ensobrar y barajar por otra persona. Este mazo bien barajado, lo coloca sobre su mesa de luz, y a la mañana registra Ud. en una hoja, el orden de las figuras del mazo, como más le guste de arriba hacia abajo o de abajo hacia arriba.

Si vuelve a repetir el experimento en sucesivas noches, es necesario que no haga Ud. la aleatorización de los sobres conteniendo las figuras, y que esos sobres a su vez estén todos dentro de una bolsita. Esto porque si Ud. verificó los aciertos, abriendo cada uno de los sobres para ver si acertó, seguramente habrá identificado, aunque no se haya dado cuenta conscientemente, algún sobre con una determinada figura, y cuando tenga los sobres sobre la mesa de luz, sin darse cuenta, identificará el contenido del sobre, y eso ya no es percepción extrasensorial.

Sea siempre autocrítico, y busque siempre la manera de no engañarse. Porque esto de engañarse a sí mismo en este tipo de experimentos, es muy común y muy fácil.
Hacer experimentos con uno mismo, no es algo extraño en la investigación científica en parapsicología. Las publicaciones muy serias que hay en esta materia, como por ejemplo el Journal of the Society for Psychical Research de Inglaterra, el Journal of Parapsychology del Rhine Institute, y algunas otras, publican a veces experimentos en los que los autores han sido sujetos de la investigación. Los más importantes experimentos sobre micropsicokinesia realizados durante más de diez años, fueron realizados por el ingeniero Helmut Schmidt siendo él mismo sujeto del experimento. Y han sido los más rigurosos que se han efectuado.
No lo vamos a llamar experimentos, pero sí ensayos de ESP con uno mismo han sido recomendados por muchos investigadores, por ejemplo, la Dra. Schmeidler, una de las más destacadas científicas de la parapsicología, las ha recomendado como para una curiosidad del estudiante utilizando diversos procedimientos.

Yo mismo he realizado muchos ensayos conmigo mismo, que me han ayudado a comprender cómo funciona la mente del sujeto que está tratando de hacer ESP sobre un objetivo. Aunque no todas las personas funcionan de la misma manera.
Y si alguna vez alguien se va a poner a hacer rigurosamente una experimento, es conveniente que sepa algo de estas cosas.
Aquí esta nuestra página web con numerosos experimentos, con detalles de su diseño y la evaluación de los resultados.
Para aprender algunas cosas básicas de evaluación, consulte nuestro libro "Manual de Procedimientos" que también está todo en esta página web.

En próximas entregas iremos ampliando estos informes, por ahora son simplemente los procedimientos, ya le agregaremos las consideraciones psicológicas correspondientes.
Estas aptitudes extrasensoriales están muy limitadas en nuestro psiquismo, Es cierto que hubo en la historia de la humanidad, algunas personas, muy pocas, que tenían estas aptitudes en forma sobresaliente.
Y cuando proponemos estos experimentos para verificarlas en todas las personas, ya que todos las poseemos en alguna medida, debemos saber que estos son procedimientos artificiales, no son los que se dan en la vida cotidiana ni por las necesidades emocionales afectivas que tenemos en nuestra vida de relación.

A veces oímos decir, que si en realidad estas aptitudes existen por qué no podemos acertar con un número de la lotería, y si en realidad las aptitudes de psicokinesia existen (acción de la mente sobre la materia), cómo es que diez o veinte mil personas en una cancha de fútbol con su mente, no son capaces de mover la pelota en dirección al arco contrario y hacer un gol.
Incluso repetir de ex profeso una condición psicológica de la vida cotidiana, es también una tarea que no tendrá éxito.
La mente humana no es una máquina de adivinar.

A nadie le vamos a proponer que se ponga triste y desesperado, como si se le hubiera muerto un hijo, y aunque haya tenido esa experiencia desgraciada, si le proponemos que repita en su espíritu las condiciones emocionales y afectivas de cuando ocurrió el hecho, no lo va a poder hacer, solo lo podrá simular si es un buen actor. Pero si en el primer caso funcionó la ESP, por alguna circunstancia, o sea que tuvo la precognición de que el hijo estaba en peligro de muerte, en el segundo caso, no va a funcionar.
La experimentación y la observación de los casos espontáneos, han mostrado y muestran que estas aptitudes telepáticas y clarividentes de las que estamos equipados se producen en forma sobresaliente en circunstancias muy excepcionales en nuestra vida cotidiana de relación, y tiene que haber una necesidad emocional y afectiva muy especial, para que éstas tengan lugar.
Seguramente muchos de los que lean estas líneas, habrán tenido alguna experiencia y saben bien, que cuando tuvieron esa experiencia extrasensorial, no fue por una circunstancia superficial o puramente de juego o diversión.
Desde siempre, y en toda la historia de la humanidad, se conocen estas aptitudes del ser humano. Filósofos y científicos de todos los tiempos, conocían estos fenómenos. Y muchas veces los mencionan en sus estudios o escritos. Pero siempre su investigación han permanecido al margen de las preocupaciones o interés de los científicos.
Es la primera vez que estos fenómenos han adquirido un interés para su estudio científico. Y seguramente, se irán conociendo cada vez más.

Hay algo, que yo menciono siempre, y es que si no le encontramos alguna aplicación práctica para la vida, la salud, el aprendizaje, el autoconocimiento, etc. estos estudios van a quedar rezagados y no tendrán porvenir.
Téngase presente que cuando digo, aplicaciones para la salud, no estoy hablando de métodos terapéuticos ni procedimientos para curar enfermedades de ninguna naturaleza. La Parapsicología no tiene ningún procedimiento terapéutico. Y si alguna vez se descubriera su aplicación en ese orden, lo debería hacer exclusivamente un médico, y nunca quien hoy día sin títulos médicos se dedica a medicinas alternativas, a curaciones por rezos o por plegarias, a curar con hierbas medicinales, etc. Hay personas enfermas que creen emocional y afectivamente en estos procedimientos, y lo que logran es bloquear psicológicamente sus síntomas, por ello creen que se han curado, pero la enfermedad sigue su curso, y muchas veces reaccionan demasiado tarde.

También es cierto que la medicina necesita de hacer progresos en los aspectos psicológicos y psiquiátricos, pero eso no es un argumento para desplazarla. Estar enfermo, ya se sabe, no es algo solo del cuerpo, y cuando la mente no es normal, algún factor orgánico no está ausente, A veces son trastornos o molestias no muy comprometidas, algunas simplemente funcionales por razones de nuestra afectividad o emotividad, que con un calmante, un sedante o un placebo que nos da el médico, todo se termina. Definir la enfermedad no es nada fácil.
Hay algunas que comprometen nuestra vida, hay otras que sin ser tan graves, evolucionan a veces igualmente hasta limites dramáticos. Curar es una ciencia y un arte. La Psicología llegó a ser importante en la curación, factores emocionales y afectivos son importantes en la curación, todo esto ya lo sabía Hipócrates, entre otros. Puede ser que la parapsicología, algún día, algo puede aportar, pero no en manos de analfabetos.Las analogias no son explicaciones cientificas, pero a veces sirven para algunas explicaciones.

Recordemos que la psicologia tuvo su evolucion cientifica, a nadie en sus primeros tiempos, se le hubiera ocurrido por ejemplo, que iba a ser útil en la selección de personal , en la recomendación para la elección oficios o estudios, en la propaganda, en la detección de gustos o intereses a traves de muestras, etc. Eso, cuando solo se pensaba por parte de los psicologos que la psicologia era solo el estudio de ciertas facultades propias del ser humano, comola memoria, la imaginacion, etc. Y de ahí de pasaban. La Parapsicologia tiene algo similar, estamos estudiando si existen la telepatia, la clarividencia, u otras aptitudes extrasensoriales y nada más.

Durante casi sesenta años, y hasta hoy, muchos científicos han mostrado a través de diversos experimentos que estas aptitudes del ser humano son ciertas, existen. Ahora viene una segunda etapa. Esta etapa la tienen que llevar adelante las nuevas mentes del mundo. Es así en la historia de la ciencia y de la cultura. Y del conocimiento. Desde luego que hay ya algunos indicios para su utilización, porque nada nace de la nada. Hoy se necesitan investigaciones con un objetivo distinto a los clásicos experimentos de ESP. Estos clásicos experimentos solo han servido, y muy bien, para demostrar su existencia. Veamos ahora para qué sirven, en qué se pueden utilizar.
Para ello creo que hay dos orientaciones: una, utilizarlas en nuestro propio conocimiento, un conocimiento de nosotros mismos, algo para integrar conscientemente a nuestras vidas; la otra, una especie de acción hacia el exterior, hacia la sociedad. Esto pues, necesita mentes nuevas, nuevos enfoques, nuevos paradigmas.

Otros procedimientos y consideraciones se explicarán en próximas lecciones.
Está a disposición de los alumnos, nuestro correo electrónico para consultas.


El correo del Instituto de Parapsicología es  divnisky@gmail.com



Influencia de algunas Psicologías en la Parapsicología

Excelente Artículo de Naum Kreiman... 


lunes, 11 de marzo de 2013

Naum Kreiman: Un referente de la parapsicología Argentina


Lo que estudiamos parapsicología no podemos desconocer la obra de este hombre y sus aportes a esta disciplina en la Argentina.

Muchos de sus diseños experimentales - Ganzfeld de clarividencia a travez de internet , por ejemplo - fueron replicados por diversos investigadores extranjeros .

Con un estilo rhineano , quiso demostrar la existencia y el proceso del funcionamiento del fenómeno Psi a través de cálculos estadísticos . Cuando hablamos de Kreiman, hablamos de un científico trabajando apasionadamente en su laboratorio.

Como muchos investigadores serios , priorizaba la investigación de campo . La prueba de ello quedó inmortalizado en uno de sus escritos :

“ Los parapsicólogos tenemos que adoptar una actitud experimental distinta para con el fenómeno espontáneo. En primer lugar no debemos esperar que se nos informe sobre los mismos sino ir a buscarlos se animaba a proclamar, y por si fuera poco recalcaba: Nos hemos desinteresado de los grandes fenómenos de psicoquinesia, macro PK, ectoplasmia y materializaciones de que nos habla la literatura de fines del siglo XIX y principios del XX. Si pudiésemos producirlos, la tecnología electrónica nos sería de gran utilidad para su investigación”

Búsqueda, experimentación y docencia. Ese fue su legado, esa fue su huella en la Parapsicología Científica Argentina...